EnglishFrenchGermanItalianPortugueseSpanish

Cataluña | El ‘procés’ destruye empleo mientras se dispara en Madrid

    Share on facebook
    Share on twitter
    Share on linkedin
    Share on whatsapp
    Share on telegram
    Paro en Cataluña
    Se han destruido 2.200 puestos de trabajo en Cataluña desde el 1 de octubre / Foto: Servicio de Empleo de la Generalitat de Cataluña

    Antonio José Chinchetru (ALN).- Cataluña está pagando un alto precio en términos de empleo por la inestabilidad política generada por el independentismo. Desde que se celebrara el referéndum ilegal del 1 de octubre se han perdido casi 2.200 empleos en la comunidad autónoma, mientras que en Madrid se han generado más de 81.000 y en el conjunto de España se han creado 124.000.

    La evolución del empleo en los dos grandes motores económicos de España ha resultado totalmente divergente en el último trimestre del año, según los datos de afiliación a la Seguridad Social del Ministerio de Empleo y Seguridad Social. Mientras que en la Comunidad de Madrid el número de puestos de trabajo ha crecido en 81.257, en Cataluña se ha reducido en 2.188. Ni la campaña de Navidad ha logrado frenar una tendencia que varía entre el estancamiento y la caída desde la celebración del referéndum ilegal del 1 de octubre.

    Ni la campaña de Navidad ha logrado frenar una tendencia que varía entre el estancamiento y la caída del empleo desde el referéndum ilegal

    El último trimestre del año ha sido positivo en el conjunto de España en términos de creación de empleo. A pesar de que en noviembre se redujo el número de afiliados a la Seguridad Social en 12.773, el saldo trimestral es positivo. Al cierre del año, había en el conjunto del país 124.039 trabajadores en activo más que en septiembre, lo que supone un incremento del 0,68% en el total de ese periodo. El mejor mes fue octubre, con un aumento de 94.368 afiliados, mientras que en diciembre se sumaron 42.039 nuevos empleos.

    Cataluña ha evolucionado en sentido contrario a la media nacional. En un octubre muy positivo para el conjunto del país, en esa comunidad autónoma se produjo un estancamiento al crecer en tan sólo 1.702 el número de afiliados a la Seguridad Social. En noviembre se destruyeron 4.038 puestos de trabajo (lo que supone una caía del 0,12%, superior a la del 0,07% del promedio del país). Diciembre ha sido un poco mejor, pero con un estancamiento absoluto, al tan sólo haber 148 afiliados más. El saldo del trimestre es negativo, con un descenso del 0,7%.

    Un mal trimestre para romper un buen año

    La evolución de la ocupación de octubre a diciembre contrasta con el buen comportamiento registrado durante el resto del año en Cataluña. De hecho, en términos interanuales el saldo es positivo, al crecer en un 3,47%, cinco décimas por encima del ritmo de crecimiento en el conjunto del país.

    Es la segunda región donde más puestos de trabajo nuevos se crearon en 2017, un total de 10.747. Ese estancamiento y la caída se han producido coincidiendo con el referéndum ilegal, la proclamación de la república catalana y la aplicación del artículo 155 de la Constitución en respuesta a esta última. Ha sido un periodo de fuga de empresas y caída del turismo.

    Tan sólo en Andalucía se han creado más puestos de trabajo que en Madrid en el último trimestre

    El otro gran motor económico de España, la Comunidad de Madrid (que tiene un millón de habitantes menos que Cataluña), ha evolucionado en sentido radicalmente contrario, al registrar un incremento del 2,7% en el número de afiliados a la Seguridad Social en el último trimestre del año. De hecho, en este periodo todos los meses han registrado un saldo positivo (39.219 nuevos puestos de trabajo en octubre, 28.387 en noviembre y 13.651 en diciembre). En términos anuales, la ocupación creció un 4,02%, y se crearon 119.364 empleos, más que en cualquier otra zona de España.

    Tan sólo en una comunidad autónoma se han creado más puestos de trabajo que en Madrid en el último trimestre. El número de afiliados a la Seguridad Social en Andalucía ha crecido en 94.908 (lo que supone un incremento del 3,25% en el periodo). Esto se debe sobre todo al mes de diciembre, cuando la cifra de trabajadores en activo aumentó en 41.561.

    A pesar de esa evolución, y de que cuenta con dos millones de habitantes más que Madrid, la región meridional de la Península Ibérica tiene casi 70.000 afiliados menos a la Seguridad Social que la comunidad donde está la capital de España. En el total del año, en las provincias andaluzas se crearon 100.201 puestos de trabajo, lo que supone un incremento del 3,44%.

    Deja un comentario