alnavio.es

Pensemos cómo será el mundo en 2030

martes 21 de marzo de 2017, 11:47h
Miguel Sebastian (ALN).- Lo que propongo aquí es un ejercicio de simulación sobre el posible ranking de países y regiones mundiales en 2030. China sería la economía líder del mundo, con casi la cuarta parte del total (23,2%). Y Estados Unidos sería la segunda nación del planeta, a una considerable distancia del líder.
Fuente: World Bank (2017) y elaboración propia @migsebastiang
Ampliar
Fuente: World Bank (2017) y elaboración propia @migsebastiang
En mi artículo pasado escribía sobre los principales cambios en el ranking de países y regiones mundiales desde 2000 a 2015. Lo sorprendente del análisis, desde mi punto de vista, es la rapidez con la que están teniendo lugar esas transformaciones económicas, que acabarán traduciéndose en importantes cambios geopolíticos. Ya no hay que esperar 40 o 50 años para percibir esos cambios, como ocurrió en el siglo XX con el auge, primero, de EE.UU. y Australia, posteriormente de Japón y finalmente de los tigres asiáticos, o con el declive de la Vieja Europa y de algunos de los países de Latinoamérica que estaban en el “club de los más ricos” a principios del siglo XX, como era el caso de Argentina o Venezuela. Y, si ha habido un vuelco importante en estos primeros 15 años del siglo XXI, ¿qué podríamos esperar para los próximos tres lustros?

Lo que propongo aquí es más bien un ejercicio de simulación, no de pronóstico. Un ejercicio de simulación construido bajo el supuesto de que se mantiene la tendencia de los últimos 15 años (2000-2015) y se proyecta sobre los 15 años siguientes (2015-2030). El lector podrá argumentar que no es razonable pensar en que esa tendencia se va a mantener, y que habrá multitud de eventos inesperados, choques globales o asimétricos que produzcan otro resultado. El lector que piense esto seguramente estará en lo cierto. Pero ello no invalida el ejercicio de simulación como un “escenario base”, que luego cada lector podrá ajustar en una dirección u otra.
Lo sorprendente es la rapidez con la que están teniendo lugar esas transformaciones económicas

En cualquier caso, y para asegurar que del ejercicio de simulación se obtengan resultados creíbles, he añadido los siguientes supuestos adicionales:

  • Las siete grandes regiones del mundo, en agregado, crecerán al mismo ritmo que lo han hecho en los pasados 15 años. Pero, individualmente, algunos países, como China o Nigeria, crecerán a un ritmo significativamente menor, coherentemente con la hipótesis de convergencia, que señala que el crecimiento económico es una función decreciente con el nivel de renta, al menos en los procesos de catching up de los países.

  • En particular, siguiendo las proyecciones de la OCDE para 2018, supondremos que China va a crecer a un ritmo nominal del 8,8% anual, casi la mitad de lo que lo hizo en el periodo 2000-2015, y que el yuan mantendrá su paridad con el dólar (aunque probablemente se apreciará, aumentando el valor del PIB chino expresado en dólares de EE.UU.)

  • La UE seguirá teniendo los mismos 28 miembros. Es decir, el Brexit finalmente no tendrá lugar, y el euro se mantendrá como proyecto político y económico, por lo que el valor de esa área económica en dólares no sufrirá por oscilaciones bruscas del tipo de cambio del euro.


En la Tabla 1 se presentan las participaciones de las diferentes regiones del mundo en 2030, bajo estos supuestos, comparándose con los resultados de 2015.

Fuente: World Bank (2017) y elaboración propia @migsebastiang Fuente: World Bank (2017) y elaboración propia @migsebastiang

De esta tabla se destaca lo siguiente:

  • No hay cambios ordinales en el ranking de las regiones mundiales excepto que Asia Meridional adelanta a Oriente Medio y Norte de África, convirtiéndose en la quinta región más grande del mundo.

  • Las tres regiones más importantes del mundo explican el 76% del PIB mundial, perdiendo peso con respecto a lo que representan en la actualidad, 83%, por el empuje de las regiones emergentes más pequeñas

  • Las tres grandes regiones, que ahora pesan más o menos lo mismo, se separan cuantitativamente. Asia Oriental y el Pacífico serán un tercio de la economía mundial, y le sacarán casi 10 puntos a la segunda (Europa y Asia Central).

  • Norteamérica, sin México, apenas representará un 20% del PIB mundial en 2030, y perderá más peso que la Unión Europea, por el mayor empuje de los países del Este.

  • La Unión Europea apenas pesará un 17% de la economía mundial, la mitad de Asia Oriental y Pacífico. Y ello suponiendo que mantiene sus 28 miembros y que el euro persiste como moneda única para buena parte de sus miembros. Si el Brexit tuviera lugar, la Unión Europea apenas representaría un 14% del PIB mundial.

  • Latinoamérica, incluyendo Brasil y México, mantiene estable su share del PIB mundial en el 7,2%.

  • Asia Meridional y África Subsahariana son las regiones que más peso relativo ganan en el PIB mundial, pese a mantenerse en la cola del ranking.


¿Qué ocurrirá en la lista de los países más grandes del mundo, desde un punto de vista de su Producto Interior Bruto? En la Tabla 2 recordamos, según los datos publicados por el Banco Mundial, el ranking de las 20 principales economías del planeta, lo que llamé la semana pasada el G-20 “económico”, con los datos de 2015.

Fuente: World Bank (2017) Fuente: World Bank (2017)

Llevando a cabo el ejercicio de proyección de otros 15 años en adelante, obtendríamos los resultados que se presentan en la Tabla 3, que recoge un posible ranking de los países en 2030.

Fuente: elaboración propia Fuente: elaboración propia

Los 20 países más grandes del mundo siguen representando una buena parte del PIB global: un 83,4%.Los principales resultados se resumen a continuación:

  • China será en 2030 la economía líder del mundo, con casi la cuarta parte del total (23,2%).

  • UU. será la segunda nación del planeta, a una considerable distancia del líder, unos cinco puntos, lo que equivale, más o menos, al peso relativo del tercer país.

  • La India pasará a ser, con un 5,3% de share, la tercera economía del mundo, adelantando a Francia, Reino Unido, Alemania y Japón.

  • Japón pasa de ser la segunda economía del mundo a no estar ni siquiera entre las 10 primeras, con un peso de apenas un 2,3% del PIB mundial (en 2000 representaba casi el 15% y en 2015 el 6%).

  • Nigeria en el puesto 12 e Irán en el puesto 20, serán los nuevos miembros del “G-20 económico” en 2030. Por el contrario, Holanda y Suiza abandonan la lista de los 20 más grandes.

  • No hay ningún país europeo entre los cinco más importantes del mundo. En el año 2000 encontrábamos a 3/5 y en 2015 a 2/5.

  • Además de China, la India, Nigeria e Irán, los países del G-20 que adelantan posiciones en 2030 con respecto a la situación actual son: Rusia, Brasil, Indonesia, Australia y Arabia Saudí. Destaca el avance de Indonesia.

  • Los países que retroceden posiciones son: todos los europeos (Alemania, Reino Unido, Francia, Italia y España), UU., Japón, Canadá, Corea del Sur, Turquía y México.

  • Excepto Brasil, que mejora dos puestos, ningún país de Latinoamérica gana posiciones según este ranking hipotético de 2030. Argentina abandona la lista y México cae hasta el puesto 18.


El “sorpasso” de China

Tal y como refleja la Tabla 3, la economía china, incluyendo Hong Kong y Macao, será la líder mundial en 2030. Pero, ¿en qué momento se produce el adelantamiento de los EE.UU. por parte de China? En el Gráfico se presenta la evolución temporal del PIB de ambos países, bajo el supuesto de que la economía americana mantiene su ritmo nominal de crecimiento (un 3,8% anual). Sin embargo, suponemos que China tendrá un crecimiento nominal medio promedio del 8,8%. Eso es casi la mitad del crecimiento medio del 2000 al 2015 (un 15%) y se conseguiría con un crecimiento real del 6%, una inflación del 2% y una apreciación del yuan frente al dólar de un 0,8% anual.

Gráfico 1

Fuente: elaboración propia @migsebastiang Fuente: elaboración propia @migsebastiang

Miguel Sebastian fue ministro de Industria, Turismo y Comercio. Es economista y Profesor de la Universidad Complutense de Madrid Miguel Sebastian fue ministro de Industria, Turismo y Comercio. Es economista y Profesor de la Universidad Complutense de Madrid

Bajo estos supuestos, cuando se miden ambas economías en dólares corrientes (enfoque “Atlas”), China adelantará a EE.UU. en 2025. Si se mide en Paridad de Poder de Compra, probablemente el adelantamiento se producirá mucho antes. Y, bajo el supuesto de que el crecimiento de los últimos 15 años se mantiene para los 15 años siguientes, el adelantamiento tendría lugar en apenas tres años (2020).

En definitiva, no podemos descartar que Donald Trump sea el último líder mundial de nacionalidad norteamericana de la Historia.

@migsebastiang

Miguel Sebastian

Ex-ministro de Industria, Turismo y Comercio. Es economista y Profesor de la Universidad Complutense de Madrid

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios