alnavio.es

La fiebre por Star Wars se vende muy cara

lunes 06 de febrero de 2017, 10:00h
Elizabeth Fuentes (ALN).- Con el estreno de su próxima película en puertas, LucasFilm incorpora una nueva herramienta para los coleccionistas de Star Wars, fanáticos que han logrado vender un viejo muñeco de Darth Vader en miles de dólares. El bikini de la Princesa Leia fue comprado por 96 mil dólares.
ALN:  Mariana Zapata
ALN: Mariana Zapata
Habrá más de una madre arrepentida de haber vaciado el cuarto de su hijo y salir a regalar las naves y los muñequitos de aquella primera película de Star Wars, sin imaginar que con semejante gesto estaba botando un dineral a la basura. Hurgando en casas de subastas o portales de coleccionistas en apuros, hoy resulta casi imposible conseguir cualquier juguete original de Star Wars. A excepción de algunas ofertas disponibles en eBay -que oscilan entre 549 y 599 dólares cada una-, pero pertenecientes a las sagas menos famosas e importantes del film, como The Phantom Menace, cuyos objetos no son tan valiosos porque la empresa Hasbro produjo este tipo de mercancía en abundancia y, hasta en los juguetes, se imponen las leyes del mercado. Si algo deben conocer los interesados, es que los objetos más valiosos provienen de las tres primeras películas. Fueron realizados por el fabricante Kenner y supervisados por el propio George Lucas, cuando LucasFilm no tenía conexión alguna con Disney y nadie imaginó las consecuencias económicas futuras de regalar a sus hijos una réplica diminuta de Darth Vader, que costaba menos de diez dólares, pero cuyo precio se ha elevado hasta los siete mil dólares, siempre que tenga su capa de vinilo y su sable intacto. O la colección Early Bird, que contiene a los personajes más famosos de la saga y que hoy vale ocho mil dólares, si se llegara a conseguir. En fin, que son los artículos de baja producción, de finales de los 70 y con la marca original Star Wars, los que buscan los coleccionistas a escala planetaria. La demanda ha alcanzado ahora a los países asiáticos, donde se ha desarrollado una fiebre intensa por poseer cualquier artículo asociado con Lucas y sus primeros films.
George Lucas ha hecho más dinero con la venta de juguetes que con sus films
Valgan como ejemplo los posters de cualquiera de la trilogía original, vendidos entre 10 mil y 20 mil dólares cada uno por la casa Julien’s Auction, en Beverly Hills. Esa casa, especializada en memorabilia de Hollywood, vendió hace diez años una miniatura de la Princesa Leia, de la película Empire Strikes Back, por 40 mil dólares, aunque el mismo juguete podría llegar a los 200 mil dólares si se subastara hoy. También vendió el modelo de un buque de combate por 40 mil dólares en 2002, cifra que quizás alcanzaría hoy los 200 mil dólares, si consideramos que la casa Christie’s logró el año pasado vender en subasta un traje de Storm Trooper por más de 300 mil dólares. Darth Vader es mejor que una alcancía  El famoso bikini de la Princesa Leia / Perfil History El famoso bikini de la Princesa Leia / Perfil History Durante la filmación de las tres primeras películas, cuando nadie imaginaba su éxito, la gente salía del set con piezas que ahora cuestan una fortuna, ha citado en más de una ocasión el mismísimo George Lucas. Es así como una de las máscaras de Chewaka que se usó en Star Wars: A New Hope, fue vendida por icollector.com en 140 mil dólares. O el famoso bikini que lució la Princesa Leia en Return of Jedi, por 96 mil dólares. Esto enfureció a Carrie Fischer, hoy fallecida, quien siempre se quejó de no haber percibido ni un céntimo por la venta de las muñecas, disfraces y cualquier otra parafernalia de la Princesa inspirada en ella. Al principio nadie imaginó el éxito que obtendría la saga y no hicieron mayores exigencias al momento de firmar el contrato de trabajo. A pocos días del estreno de la más reciente producción de LucasFilm, Rogue One, tanto la revista Forbes como Fortune hicieron su lista de objetos más valiosos para quienes quisieran comenzar una colección de Stars Wars. Y ambas coincidieron en que Rare Rocket Firing Boba Fett es uno de los más caros. Se vendió en 50 mil dólares porque fue retirado muy temprano debido a que una de sus piezas resultó gravemente peligrosa para un niño. También sería bueno poseer un Jawa con capa de vinil, que llegó a venderse en 53 mil dólares por eBay, una pieza muy rara porque tiene la capa de vinil y no de tela, como se realizaron las ediciones subsiguientes. De allí en adelante, las ambiciones bajan porque Luke Skywalker con lightsaber está valuado en mil dólares, mientras que Obi-Wan Kenobi, también con lightsaber y doble telescopio, está estimado en seis mil dólares. En una cifra similar se ha evaluado a Darth Vader con lightsaber y doble telescopio, el malo favorito de los fanáticos.
La colección de todos los personajes del film hoy puede valer hasta 10 mil dólares
Ahora, con años de experiencia en el negocio de incorporar memorabilia a sus films y con el anuncio de una nueva producción en puertas, LucasFilm y Disney anunciaron recientemente que lanzarán la Star Wars Collectibles, Ultimate Studio Edition. Está dedicada específicamente a los coleccionistas y fans que no tengan problemas de dinero o anden en busca de un objeto que reproducirá su valor a largo plazo. Esos objetos son producidos en el Reino Unido por la empresa Proshop, donde se crearon todos los accesorios originales utilizados en Star Wars: The Force Awakens. Proshop utiliza los diseños de la película y a través de escáneres de alta resolución e impresoras 3D, construye réplicas idénticas de los accesorios originales. Esta vez la venta de los objetos comienza en 1.250 dólares, el costo de un sable de luz idéntico a los utilizados en las películas. O en 3.500 dólares, por el casco derretido de Darth Vader. “No es un trabajo, es una pasión”, dice uno de los encargados del proyecto en el vídeo de lanzamiento de la colección. Como contara el propio Lucas en una ocasión, la idea de fabricar juguetes a partir de sus películas se le ocurrió sin mayores esperanzas económicas. Pero ocurrió que Star Wars no solo ganó miles de millones de dólares desde su estreno en 1977, sino que la división de juguetes fue la que hizo la mayor cantidad de dinero Algo que tampoco imaginó el fanático que logró vender su juguete de infancia por el precio de un auto nuevo. @fuenteseliz
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios